Pasar al contenido principal
Llámanos : 0034 983 091 801

BIOMASA news

apartado patrocinado por:

Aumentan la producción y consumo de biomasa en Cataluña

En los últimos siete años la fabricación de pellet en Cataluña ha crecido más de un 800%, según los datos del Observatorio Forestal Catalán, y ha superado las 80.000 toneladas anuales.

Por otra parte, la producción de astilla forestal ha aumentando de forma espectacular en los últimos 10 años y en 2019 se superarán las 327.000 toneladas.

En Cataluña hay seis plantas de producción que fabrican pellet con la máxima certificación europea de calidad, ENplus®

Según Alfonso Porro, administrador de Palets J. Martorell, fabricante de pellet certificado ENplus®, “el producto se hace cada vez mejor. Las normativas y las certificaciones facilitan que pueda ser más reconocido.”

Espera que siga aumentando el número de instalaciones y la concienciación sobre el uso de biomasa certificada.

¿De dónde proviene la madera para fabricar pellet o astilla?

Marc Cortina, gerente del Clúster de la Biomassa de Catalunya, explica que existen alrededor de 1.200.000 toneladas secas de biomasa en Catalunya disponibles cada año. La tasa anual de aprovechamiento se sitúa en torno al 30%.

En muchos casos, los propios vecinos gestionan su madera y biomasa directamente. La biomasa puede ser empleada en calderas que calientan edificios comunitarios o también se puede vender, lo que permite pagar los trabajos de limpieza y gestión de las fincas,

Josep Maria Tusell, propietario e ingeniero forestal, asegura que la valorización energética de la biomasa ha abierto un mercado que permite colocar unos productos que si no, no tendrían salida: madera de poca calidad o de pequeñas dimensiones.

En los últimos años se ha producido un cambio de tendencia en el mercado y ahora la mayor parte de la biomasa que se produce en Cataluña no se exporta sino que se consume de forma local.

Junto con el aumento de biomasa, el número de instalaciones que la utilizan también se ha multiplicado. Según el Observatorio de la Biomasa de AVEBIOM, en Cataluña funcionan en torno a 30.000 equipos –estufas y calderas-.

Desde el Centro de la Propiedad Forestal de la Generalitat, Teresa Cervera añade que el aprovechamiento de la biomasa no solo provee un biocombustible sostenible, sino que contribuye a la prevención de los temidos incendios forestales.

Hay que convertir este combustible que podría quemarse en grandes incendios en calor para el pueblo.

Fuentes:

https://www.ccma.cat/324/la-produccio-de-biomassa-per-a-calderes-creix-el-800-en-set-anys-a-catalunya/noticia/2979834/

https://observatoriobiomasa.es/