Pasar al contenido principal
Llámanos : 0034 983 091 801

BIOMASA news

apartado patrocinado por:

Cuatro aportaciones de la biomasa al Pacto Verde de la UE

La asociación europea de la biomasa, Bioenergy Europe, reflexiona sobre las cuatro aportaciones fundamentales de la bioenergía a la transición energética, la mitigación del cambio climático y el desarrollo sostenible.

El Pacto Verde de la UE aprobado por la Comisión Europea en diciembre de 2019 incluye 50 acciones concretas para luchar contra el cambio climático y convertir a Europa en el primer continente neutro en emisiones de carbono en 2050.

La bioenergía es la principal herramienta de la transición energética para descarbonizar la producción de calor en la UE.

1. LA BIOENERGÍA SOSTENIBLE ES NEUTRA EN CARBONO Y ES RENOVABLE

“La Comisión propondrá, a más tardar en marzo de 2020, la primera «Ley del Clima» Europea. Así quedará consagrado en la legislación el objetivo de alcanzar la neutralidad climática en 2050”. – Pacto Verde

La combustión de biomasa se considera neutra en emisiones de carbono porque el CO2 que se libera forma parte del ciclo de fotosíntesis de los árboles, proceso en el que lo absorben para seguir creciendo. Este proceso es continuo y, por tanto, garantiza la sostenibilidad de la materia prima.

Los criterios de sostenibilidad contenidos en la Directiva de Energías Renovables valoran el papel de la bioenergía tanto por la sostenibilidad ambiental de la materia prima como por la reducción de carbono que consigue cuando se utiliza para sustituir a los combustibles fósiles.

El balance neutro en carbono de la combustión de biomasa está reconocido por las normas sobre contabilización de emisiones que establece la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (UNFCCC) y por el Reglamento sobre el mecanismo de seguimiento de la UE, siendo en consecuencia considerado también así por el Reglamento relativo a la gobernanza de la Unión de la Energía y por la Directiva de Energías Renovables (REDII).

La bioenergía está presente en todos los escenarios a 2050 considerados en la Estrategia de descarbonización a largo plazo de la UE; gracias a su aportación se podrían cumplir los escenarios más ambiciosos descritos en el 5º Informe de evaluación del Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático (IPCC).

CÓMO POTENCIAR EL PAPEL DE LA BIOENERGÍA:

  • Siendo más ambiciosos en los objetivos de Energías Renovables para 2030: perseguir una reducción del 55% de gases de efecto invernadero (GEI) en comparación con 1990.
  • Con medidas políticas que aborden de manera urgente la necesaria implantación de las energías renovables en el sector de calefacción y refrigeración.
  • Estableciendo un precio global para el carbono que afecte también a los sectores no sujetos al Sistema de Comercio de Derechos de Emisión (ETS).
  • Poniendo fin a las subvenciones que reciben los combustibles fósiles y apoyando a los Estados miembros que prohíben el uso de combustibles fósiles para calefacción.

2. LOS MODERNOS APARATOS DE CALEFACCIÓN CON BIOMASA REDUCEN LA CONTAMINACIÓN DEL AIRE

“La Comisión aprovechará la experiencia adquirida con la evaluación de la actual legislación sobre la calidad del aire” - Pacto Verde

La eficiencia de las estufas modernas es incomparablemente superior a la alcanzada por estufas tradicionales y chimeneas abiertas.

Una estufa de pellets puede alcanzar niveles de hasta el 95% de eficiencia energética, a años luz del rendimiento de las chimeneas abiertas, que ronda el 30%.

Cuando la combustión se regula correctamente el rendimiento aumenta y apenas se generan inquemados, lo que conlleva un mínimo nivel de emisiones.

El diseño del equipo de combustión junto con la calidad del combustible son clave. Por ejemplo, utilizar biomasa seca puede rebajar el consumo anual de biocombustible más de un 30% en comparación con biomasa húmeda, lo que a su vez reduce las emisiones al requerir menos energía para su combustión.

Los aparatos nuevos emiten hasta un 95% menos que los antiguos y hasta 278 veces menos que las chimeneas abiertas.

En Francia se ha comprobado que la sustitución de aparatos obsoletos por equipos modernos de biomasa junto con el empleo de biocombustibles de calidad certificada ha reducido las emisiones de partículas en un 92% (Datos del laboratorio CERIC).

CÓMO POTENCIAR EL PAPEL DE LA BIOENERGÍA:

  • Incluyendo la sustitución de equipos antiguos de calefacción en las políticas de renovación del Pacto Verde Europeo
  • Promoviendo el uso de equipos y biocombustibles de alta calidad a través de la certificación.

3. LA BIOENERGÍA ESTÁ DISPONIBLE Y ES RENTABLE

“Debe abordarse el riesgo de pobreza energética de los hogares que no pueden permitirse servicios energéticos esenciales para garantizar un nivel de vida básico” – Pacto Verde.

La bioenergía es la principal fuente de energía renovable en la UE: proporciona el 86% de la calefacción y refrigeración renovables (el 58,6% del consumo total de energía renovable).

La biomasa de origen sostenible está ampliamente disponible a un precio asequible y estable.

No requiere ninguna infraestructura adicional aparte del equipo de combustión y su mantenimiento es fácil.

Estas características, junto con la diversidad de biocombustibles disponibles, hacen adecuado su uso prácticamente en todas las regiones de la UE, particularmente en viviendas sociales, casas desconectadas de la red, en zonas aisladas o en entornos rurales.

La biomasa puede reducir los costes de calefacción, abriendo las puertas a una transición energética justa e inclusiva.

CÓMO POTENCIAR EL PAPEL DE LA BIOENERGÍA:

  • Reconociendo e incentivando el papel de la biomasa en una transición hacia la neutralidad de carbono socialmente justa.
  • Mejorando las competencias y reciclando los conocimientos de instaladores y distribuidores para que puedan proporcionar soluciones de calefacción personalizadas para cada usuario.

4. LA BIOENERGÍA PROMUEVE EL MANTENIMIENTO DE ÁREAS FORESTALES Y AGRÍCOLAS

“La Comisión preparará una nueva estrategia forestal para la UE que abarque todo el ciclo forestal y promueva los numerosos servicios que prestan los bosques”. – Pacto Verde Europeo

La superficie cubierta por bosques en la UE-28 ha aumentado en un 32% durante el último cuarto de siglo.

En promedio, el 62% del crecimiento anual de los bosques en Europa se aprovecha, lo que significa que el 38% restante permanece en los bosques.

El aprovechamiento eficiente y dinámico de los recursos biomásicos puede aumentar el potencial de absorción de carbono de los bosques, cultivos y otras tierras sin uso, al tiempo que mejora la biodiversidad y la calidad del suelo.

La industria de la bioenergía puede integrarse no solo en la gestión forestal y las cadenas de valor de los residuos agrícolas, sino también en otras prácticas innovadoras, como el “carbon farming” (captura de CO2 en el suelo mediante plantaciones), los cultivos de cobertura y en rotación, la restauración de los suelos o el cultivo sostenible en turberas húmedas y rehumidificadas (paludicultura).

CÓMO POTENCIAR EL PAPEL DE LA BIOENERGÍA:

  • Incluyendo la gestión forestal sostenible para obtener biomasa en la nueva estrategia forestal de la UE.
  • Apoyando el aprovechamiento térmico de la agrobiomasa para usos agrícolas, domésticos e industriales en el contexto de una economía circular en zonas rurales.

Más información en bioenergyeurope.org y ec.europa.eu