Pasar al contenido principal
Llámanos : 0034 983 091 801

BIOMASA news

apartado patrocinado por:

Tres nuevas fábricas de pellets en Extremadura

Las tres plantas de pellets en proyecto se ubicarán en Caminomorisco, Moraleja y en Herrera del Duque. Tendrán una capacidad de producción de 225.000 t/año y su construcción requerirá una inversión de 27,3 millones de euros.

Según informa la Consejería para la Transición Ecológica y Sostenibilidad, la construcción de estas instalaciones recibirá una subvención de entre uno y dos millones de euros cada una.

También se subvencionará la mejora y/o ampliación de equipos en otras dos fábricas de pellets y una instalación de producción de carbón vegetal.

La consejería ha resuelto favorablemente estas 6 solicitudes de ayuda por un importe de más de 7 millones de euros. En conjunto, las seis solicitudes aprobadas suponen una inversión de 30.948.895 euros.

La línea de ayudas cuenta con un fondo de 12,14 millones de euros para subvencionar el 30 por ciento de la inversión de cada proyecto, con un máximo de 2 millones de euros por establecimiento industrial.

Una vez construidas, estas plantas aumentarán de manera muy significativa la capacidad de producción de la comunidad autónoma.

Extremadura cuenta en la actualidad con 3 plantas de pellets operativas, todas en Cáceres. Su capacidad teórica total se acerca a las 17.000 toneladas, aunque en 2019 produjeron 5.100 toneladas, el 80% de las cuales provinieron de la, por el momento, única fábrica certificada ENplus® de la región.

Crear empleo y producir energía de la biomasa

La consejera para Transición Ecológica y Sostenibilidad, Olga García, ha señalado la vinculación directa entre el desarrollo de la biomasa como fuente de energía y la creación de empleo en el medio rural, que es el objetivo final de esta convocatoria.

En esta convocatoria unimos varios factores que son prioritarios para la Junta de Extremadura, además del desarrollo de las energías renovables y la lucha contra el cambio climático, la descarbonización de nuestra economía crea empleo y mantiene la actividad económica en el medio rural. Un futuro limpio, sin combustibles fósiles, son los cambios que necesitamos, ahora más que nunca ante este nuevo escenario que ha provocado el COVID”, ha asegurado Olga García.

La Junta de Extremadura quiere potenciar el aprovechamiento energético de la biomasa residual procedente de cultivos agrícolas como arroz, tomate, frutales, olivos, viña, tabaco, etcétera, y de biomasa forestal de monte y dehesa, de las que hasta ahora sólo se aprovecha en torno a un 10 por ciento

Fuente

http://www.juntaex.es/comunicacion/noticia&idPub=30233

Mapa de los biocombustibles de España 2019

https://bit.ly/Pellets2020_CCAA